29 oct. 2014

Panellets

Este año no tengo el cuerpo preparado para Halloween. Sinceramente, el cuerpo me ha tirado más por lo tradicional que por las americanadas varias, las calaveras y los muertos.



Los panellets son un dulce típico de Todos los Santos, que se come sobretodo en Cataluña, pero también los hay en Valencia y Baleares.

Estos días están por todos lados y en versiones clásicas y tradicionales. De piñones, almendras, coco, cabello de ángel, chocolate...

Mis favoritos son los que llevan almendritas molidas alrededor. Los de piñones no me hacen tanta gracia pese a ser los más tradicionales.


Son unos dulces típicos que normalmente, prepara la gente en sus casas. Y casa uno los hace a su manera.

Existe el debate de si le ponemos patata o boniato o no. Personalmente, yo le añado un poco de patata ya que así aprovecho mejor la almendra molida (que vale cara, ya lo sabemos) y así me salen más panellets y están bien ricos. Y no sé si es cosa mía, pero quedan algo más esponjosos y suavecitos.

La receta es tan sencilla que normalmente, se suele hacer con los niños. En el cole también.

Panellets

Ingredientes para unos 30 panellets muy hermosos:
500g de almendra molida
250g de azúcar blanco
Una patata pequeña
2 huevos (separadas yemas y claras)
Piñones decorar
Almendras en cubitos para decorar

Elaboración:
Hervir la patata.
Mezclar la almendra molida con el azúcar.
Cuando la patata se haya enfriado, triturarla con un tenedor y agregarla a la mezcla del azúcar y la almendra.
Incoporar las dos claras de huevo.
Mezclar todo bien, si queréis con las manos, hasta conseguir una masa homogénea con la que se puedan hacer bolitas.
Dejar reposar en la nevera un par de horas. No es imprescindible, pero si que quedan mejor.
Con la masa más fría, hacer bolitas de tamaño similar.
Mezclar una yema con los piñones y la otra con las almendras.
Pasar los panellets por las mezclas y colocar en la bandeja de horno.
Hornear a 200ºC con calor arriba y abajo hasta que se doren, es decir, unos 5 minutos.





No pueden ser más sencillos de hacer. Quizá lo más laborioso es conseguir que se te queden pegados todos los piñones y todas las almendras. A mí me pone un poquito nerviosa... Pero saco mi paciencia y al final, se quedan pegaditos.


Y por cierto, con esta receta he aprovechado para enseñaros mi pequeña cocotte naranja. Me la regaló Román y aún no le había hecho fotos.

Es muy otoñal y la sacaré en más posts.

Espero que paséis un buen puente, quién lo tenga, y que celebréis Halloween y lo paséis muy bien.

Muchos besos y ¡hasta el próximo miércoles!

4 comentarios:

  1. Jejeje yo este año me he puesto en modo jaloguin, jajaja, pero los panellets caen fijo, y unas castañas asadas que me piiran. Besos. Yolanda.

    ResponderEliminar
  2. Sheyla, qué buenos. A mi los de piñones tampoco me hacen mucha gracia. Te quedan muy bien. Un besico y feliz miércoles.

    ResponderEliminar

Gracias por hacer crecer mi blog con tu comentario. ¡Los leo todos y también contesto a ellos! ¡Mil gracias por visitarme y escribir aquí!